LIFTING O ESTIRAMIENTO FACIAL

A medida que envejecemos, los efectos de la gravedad, la pérdida de grasa facial, la exposición al sol y el estrés de la vida diaria se notan en nuestras caras. Se forman surcos profundos entre la nariz y la boca; las mejillas caen; aparecen arrugas  alrededor del cuello y párpados.

Un lifting facial puede mejorar los signos más visibles del envejecimiento, tensando la piel de la cara, y redistribuyendo la piel de la cara y el cuello. El lifting puede realizarse aislado o asociado con otros procedimientos como la blefaroplastia o la rinoplastia. El lifting frontal corrige la caída de las cejas y las arrugas de la frente y de las cejas.

Lo más importante es tener expectativas realistas sobre los resultados que podemos conseguir, por eso hablar con su cirujano es fundamental.

Le explicará el procedimiento quirúrgico, te mostrará fotos de antes y después de un estiramiento facial y hablará con usted de los resultados reales que puede esperar.

Los candidatos ideales para someterse a un lifting son aquellas personas cuya cara y cuello comienzan a “descolgarse”, pero cuya piel conserva todavía cierta elasticidad.

Asociado al estiramiento cutáneo se puede hacer relleno con grasa o lipofilling facial porque se ha estudiado que en el proceso de envejecimiento también se pierde grasa cutánea.

PRIMERA VISITA CON EL CIRUJANO

Cuando por fin ha decidido consultar con un cirujano plástico para buscar una solución es porque el problema le preocupa, le crea y quizás también le afecte en tus relaciones sociales e intimas haciendo que se sienta menos atractivo.

Debe confiar en el profesional que tiene delante y comentarle todas sus dudas y miedos. En esta primera visita trataremos de valorar qué tipo de solución podemos ofrecerle, en dependencia de su edad, sus necesidades y expectativas. Valoraremos la calidad de su piel y musculatura facial, si sería necesario retirar grasa de alguna zona y recolocarla en otra, etc.

ESTUDIO PREOPERATORIO

Para poder realizar la intervención serán necesarios hacer unos estudios preoperatorios: Análisis de sangre, mamografía, radiografía de tórax y un electrocardiograma. Habitualmente lo prescribimos el día que haces la primera visita.

En esta primera visita también le daremos un documento que se llama “consentimiento informado de la cirugía”, para que lo pueda leer con tranquilidad en su casa y en la que viene escrito todo lo que hemos comentado en la consulta. Este documento debe firmarse antes de la intervención y no es más que la autorización como paciente para que te realicemos dicha intervención.

LA CIRUGÍA

La cirugía de estiramiento facial suele durar varias horas, y se realiza normalmente bajo anestesia general, aunque en algunos casos de minilifting se puede realizar bajo anestesia local más sedación.

Generalmente se hacen unas incisiones a la altura de las sienes, disimuladas en el pelo, que se extienden por una línea natural que pasa justo delante de las orejas y continúa detrás del lóbulo de las orejas hacia la parte posterior del cuero cabelludo. Si se trabaja la zona del cuello, se puede hacer una pequeña incisión en el mentón, detrás de la barbilla.

Las incisiones suelen colocarse en el pelo, delante de la oreja 
y detrás de ésta. El tejido de la cara y el cuello y la musculatura
 son separados para conseguir un estiramiento adecuado.

Se elimina el exceso de piel. Incisiones resultantes.

Se separa la piel y la grasa y los músculos faciales subyacentes. La grasa puede ser extirpada o liposuccionada alrededor del cuello y la barbilla para mejorar el contorno de la cara. Después se tensan los músculos subyacentes y, por último, la piel, recortando la que sobra.

Tras el lifting, se suele colocar un vendaje ligero.

CUIDADOS POSTOPERATORIOS

Después de un lifting facial se suelen tener pocas molestias secundarias a la inflamación y éstas se pueden mejorar fácilmente con la medicación recetada por el cirujano. Se puede notar la piel adormecida en ciertas zonas pero esta sensación desaparece en unas semanas o meses.

Durante unos días después del lifting deberá mantener la cabeza elevada para disminuir la inflamación.

Durante los primeros días tendrás un aspecto hinchado y amoratado pero en pocas semanas volverás a tener un aspecto normal. La mayoría de los puntos de sutura se retiran a la semana o diez días.

La mayoría de los pacientes que se someten a un lifting facial se encuentran bien en dos días, pero es importante descansar durante la primera semana. Debe ser cuidadoso con la cara y el pelo, ya que estarán más sensibles durante un tiempo. También habrá que evitar ejercicio físico durante al menos 2 semanas y limitar la exposición solar durante unos meses, siempre con protección solar.

Sobre la tercera semana tendrá un aspecto mucho mejor. La mayoría de los pacientes vuelven a trabajar entre los 10 y 15 días después de la cirugía. Si lo considera necesario y le hace sentir mejor, puede usar maquillaje para disimular los morados.

RESULTADOS DE LA CIRUGÍA

Los resultados son muy satisfactorios, aunque no son visibles de inmediato. Incluso después de que la inflamación y los hematomas desaparezcan, durante unos meses puede notar que el pelo alrededor de las sienes es demasiado fino y la piel está algo seca y áspera. Las cicatrices del lifting quedarán disimuladas detrás del pelo y en los pliegues naturales de la cara; además irán disminuyendo con el tiempo haciéndose cada vez menos visibles.

Después de un lifting su cara seguirá envejeciendo a medida que pase el tiempo, pero los resultados son duraderos; tras varios años seguirá pareciendo más joven.

PREGUNTAS FRECUENTES

¿Cómo puedo saber si debo someterme a un lifting facial?

Los candidatos ideales para un lifting de estas características son personas que presentan arrugas y signos de flacidez en rostro y cuello, pero que conservan una buena elasticidad cutánea y su estructura ósea es fuerte y definida. La edad idónea de los pacientes suele situarse entre los 50 y 70 años.

¿Por qué no se debe realizar un lifting con anestesia local?

En realidad se usa una solución de anestesia local y suero fisiológico para hacer el despegamiento cutáneo. Es preferible usar sedación o anestesia general porque es una cirugía meticulosa que se alarga en el tiempo y se hace incómoda para el paciente.

¿Qué cuidados hay que tener tras un lifting facial?

Es aconsejable dormir con la cara elevada y de frente con la almohada durante la noche. Debe cuidar también el lavado del pelo ya que el cuero cabelludo estará sensible y se deben mantener muy limpias las incisiones.

¿Cuándo podré volver a maquillarme?

Tendrá que esperar aproximadamente tres semanas, aunque deberá preguntar a tu cirujano. Es entonces cuando podrá ponerse maquillaje facial para disimular los pequeños hematomas sin riesgo de que se contaminen las cicatrices.

¿Es cierto que tras el lifting frontal puedo sufrir alopecia?

En ocasiones, en liftings frontales por vía coronal, se puede generar una ligera alopecia (pérdida de pelo) pero que es sólo temporal y se ciñe a la línea de la cicatriz. No se preocupe por ello, es absolutamente normal.

¿Se notarán mucho las cicatrices?

La mayoría de las cicatrices del lifting facial quedan escondidas en la línea de nacimiento del pelo, por la zona de las sienes, detrás de las orejas (donde sentirá algo de “tirantez”) y en la zona posterior del cuello cabelludo, pero todas se van desinflamando y disimulando poco a poco. Cada persona tiene su propio ritmo de cicatrización, tenga paciencia.

Después del lifting mi cara me parece extraña. ¿Es normal?

Al principio, es posible que su rostro le resulte algo extraño al mirarse al espejo. Esto se deba a que sus facciones están algo distorsionadas por la inflamación, y notará rigidez a la hora de gesticular. Todo ello es temporal, al igual que los hematomas, que también desaparecerán. Podrá lucir su nuevo aspecto, y dejar de sentir esa sensación “rara”, una vez pasadas las seis primeras semanas de postoperatorio.

¿Puedo ir a la playa y tomar sol después de someterme a este tipo de intervención?

Se desaconseja la exposición solar al menos hasta pasado el primer mes de postoperatorio. Después, podrá ir a la playa o a la piscina pero aplicándose crema de alta protección solar, llevando gafas de sol o sombrero, por ejemplo.

¿¿Podré ir al gimnasio y hacer deporte?

Hay que evitar el ejercicio físico, al menos, las tres semanas siguientes a la operación. Un traumatismo en la cara o en el cuello podría causarle algún perjuicio en la cicatrización y a la hora de observar los resultados deseados.

¿El lifting tiene resultados definitivos?

El lifting no detiene el paso del tiempo, su rostro continuará su proceso natural de envejecimiento, y la fuerza de la gravedad seguirá actuando pero sus efectos pueden durar por lo general entre cinco y diez años, dependiendo de la edad y de las peculiaridades de cada paciente, y de los cuidados adicionales.

¿El relleno en el rostro puede sustituir al lifting?

Definitivamente no. La cirugía es la única vía para realizar un estiramiento facial y corregir la flaccidez facial. La medicina antienvejecimiento, como los rellenos con ácido hialurónico o la aplicación de toxina botulínica, se utilizan en pacientes de menor edad y con el objetivo de retrasar la cirugía.